Instalar persianas alicantinas

Posted by in Empresas y negocios

La vida moderna ha hecho que las personas se acostumbren a los sistemas sencillos, fáciles de utilizar, algo que cumplen perfectamente las persianas alicantinas.

Beneficios que proporcionan las persianas alicantinas

Estás, aunque no son nuevas en el mundo de la decoración, están siendo muy utilizadas por los diseñadores y arquitectos para transformar los hogares de la ciudad en espacios más rústicos y hasta en los lugares de trabajo.

Son muchos los beneficios que proporcionan las persianas alicantinas al instalarlas en tus espacios, entre los cuales destacan, la proyección de sombra en las puertas y ventanas, regulación de la luz, no dejan entrar la lluvia, pero si el aire manteniendo fresco el lugar y son muy resistentes a la intemperie.

El funcionamiento de las persianas alicantinas es enrollable y generalmente, están hechas de madera, un material que siempre ha sido utilizado para proteger los espacios interiores de la luz, al tiempo de dar más intimidad y permitir el flujo constante del aire.

persianas alicantinas en bloque de viviendas

Con el complemento entre el sistema de este tipo de persiana, funciones y beneficios, es muy entendible el por qué se están instalando en tantos hogares y oficinas, por lo que seguro ya has visto y hasta te ha interesado tener una de estas.

Realizar la instalación de persianas alicantinas es más sencillo de lo que muchos podrían pensar. Si quieres tener unas persianas como estas, te daremos una pequeña guía para que lo consigas con facilidad y muy pronto puedas estar disfrutando de ellas.

El primer paso a realizar para instalar una persiana alicantina, es medir el lugar donde será colocada, según el tipo de instalación que requieras, que puede ser de tres tipos: cubrir un hueco, instalar empotrada en un hueco o para cubrir de forma precedente a una ventana o puerta.

Instalación para cubrir un hueco

  • Generalmente el principal motivo para instalar una persiana alicantina es el separar de forma sencilla dos espacios sin la necesidad de utilizar una puerta, por que debes tomar la medida de ancho de dicho espacio y añadirle unos 10 centímetros, ya que 5 de estos te servirán de solapado en cada lado cuando esté desenrollada.
  • Luego, deberás medir la altura del espacio y sumarle entre 15 y 18 centímetros, que es lo que va a medir tu persiana alicantina cuando se encuentre enrollada y eso será fuera del hueco que va a cubrir.
  • Para colocar los cáncamos, debes medir entre 7 y 10 centímetros desde la parte superior de la persiana alicantina, para conseguir mayor estabilidad al momento de tirar la cuerda para que se enrolle.
  • Y concluirás su instalación, marcando en la pared los lugares donde estarán enganchados los cáncamos, taladrar ahí y colocar las alcayatas, de preferencia que sean de rosca para una mejor graduación al penetrar el taco.
  • Es importante que recuerdes dejar entre 1,5 y 2 centímetros entre la persiana y el suelo para evitar que esta se arrastre.

Instalación empotrada en un hueco

  • Otra de las formas de instalar las persianas alicantinas es empotrándolas en un hueco, siendo esta la manera más ideal para colocarlas en ventanas y puertas, por lo que tendrás que comenzar las mediciones por las caras internas de la venta o puerta.
  • Dentro del hueco de instalación, la persiana debe poseer suficiente holgura para ser enrollada sin obstáculos laterales, así que a la medida que te dé el ancho, réstale 2 centímetros.
  • Luego, toma medida del alto de la hueco de la ventana y a esa cantidad tienes que restarle 4 centímetros, considerando que la holgura que quedará, debido a los cáncamos abiertos que serán atornillados en el techo del hueco para su instalación y los cáncamos cerrados de la persiana alicantina.
  • Al contar con las medidas de tu cortina alicantina y la distancia que está tendrá dentro del hueco, solo queda marcar los puntos donde serán colocados los cáncamos abiertos, utilizar el taladro y colocar unos tacos para insertarlos.
  • Recuerda dejar entre 1,5 y 2 centímetros de vuelo extremo al final, con el objetivo de que la persiana alicantina no roce con el suelo o la base de la ventana en todo caso.

Instalación para cubrir una puerta o ventana a la que precederá

  • Hemos llegado a la tercera forma de utilizar las persianas alicantinas, para lo cual es necesario que midas el total del espacio que va a cubrir, incluyendo el marco de la ventana o de la puerta y a dicha cantidad, tienes que sumarle 10 centímetros.
  • Ahora, en cuanto a la altura, debes tomar en cuenta el frontal superior donde se enganchará la persiana alicantina con los soportes, que cuando esté enrollada ocupará entre 6 y 15 centímetros.
  • Con esta medida, realiza todas las anotaciones en cuanto a la altura de tu ventana o puerta, incluyendo el marco y también tienes que sumarle 10 centímetros.
  • Para que no roce la persiana alicantina con el suelo o base de la ventana, recuerda dejar entre 1,5 y 2 centímetros de vuelo final.

Siempre que hagas una buena medición de los espacios donde estará instalada la persiana alicantina, podrás solicitar la tuya, que bien podrías hacerlo en material PVC o de madera, de color fijo, natural o barnizada.

El tiempo a utilizar en la instalación de las persianas alicantinas no debe ser subestimado, ya que es necesario que inviertas todo el que sea necesario para obtener una buena medición y así saber que el pedido que realices quedará perfecto en el sitio que la desees.